Como hacer lavavajiillasecológico para fregar a mano

 


Jabón ecológico con un agradable  aroma, que desengrasa sin problema y deja los utensilios de cocina limpios y brillantes.

Elaborado a base se aceite de cocina usado.

No contamina.  No produce residuos. Es biodegradable.

Muy  barato, ahorra mucho dinero.



INGREDIENTES:
  • 1/4   Jabón de Castilla 
  • 3/4  Agua
  • Aceite esencial de limón (opcional)

ELABORACIÓN:

1- Partimos de una pastilla de Jabón de Castilla elaborada con aceite de oliva usado. Personalmente recomiendo utilizar jabón de castilla puro (es decir, sin ningún otro tipo de aceite/manteca que no sea aceite de oliva usado). De este modo obtendremos un jabón duro, que hace buena espuma y, lo más importante, que limpia y desengrasa perfectamente. Además, la materia prima principal (aceite de oliva usado) la sacamos de nuestra propia cocina; con lo cual este jabón nos sale  muy barato.

2- Lo primero que hemos de hacer es pesar la cantidad de jabón que vamos a utilizar. Una vez pesado hemos de rallarlo con un rallador de queso.


3- A continuación pesamos 3 veces la cantidad de jabón en agua. Es decir si, como en la foto, el peso del jabón es de 108gr, necesitamos 324gr de agua (108grx3). Calentamos ligeramente este agua, sin que llegue a hervir.
4- Volcamos el jabón rallado sobre el agua caliente y batimos con una batidora eléctrica hasta la completa disolución del jabón.
5- Añadimos ahora los mejorantes y volvemos a batir. En este caso,  el único mejorante que añadiremos es aceite esencial de limón por su poder desengrasante y agradable aroma.
Si queremos ahorrar,  se puede añadir un poco de zumo de limón en lugar del aceite esencial o incluso no añadir nada puesto que el jabón funciona perfectamente sin él y huele a jabón sin aroma.

Como vamos a elaborar únicamente la cantidad que  vamos a utilizar, no es necesario añadir conservantes, ni antioxidantes, ni correctores del pH. De igual modo, como es un jabón para la limpieza tampoco añadiremos aceites ni glicerina liquida

6 - Vertemos el producto ya finalizado en un evase con dispensador. Y ya está listo para usar.

7- Este jabón interactúa bastante con los cambios de temperatura y, por mi experiencia, en invierno tiende a espesarse más de lo que resulta comodo. Para evitar que esto ocurra, en el paso 5, se  le puede añadir un chorrito de alcohol eltilico de 96º .
 

OTRAS VENTAJAS DE ESTE SISTEMA
Las pastillas de jabón una vez elaboradas y bien guardadas (en una caja de cartón en un armario), durarán mucho tiempo y ocupan poco espacio. De este modo, simplemente tendremos que ir "transformándolas" en líquido según necesitemos y únicamente tendremos en casa un bote de lavavajillas en uso.

También  es posible utilizar estas pastillas directamente, sin licuar, simplificando así el proceso.



2 comentarios:

  1. Hola muy interesante y practico deterjente yo lo ise pero al envasar se separa el agua del jabon como lo soluciono ? Gracias

    ResponderEliminar
  2. l mundo de los jabones caseros, ya sean en pastillas, para lavavajillas o la lavadora siempre me ha encantado, será que es lo que tiene llevar años en el servicio técnico de este tipo de electrodomésticos, y en esta entrada lo explicas genial. Más o menos es como mi receta. Probaré estos pasos también :D Saludos!!
    Reparación de lavavajillas madrid

    ResponderEliminar